First, Break All the Rules: What the World’s Greatest Managers Do Differently por Marcus Buckingham y Curt Coffman

First, Break All the Rules: What the World’s Greatest Managers Do Differently por Marcus Buckingham y Curt Coffman

Resumen corto: First, Break All The Rules muestra a través de varios estudios y ejemplos por qué todo lo que creemos que sabemos sobre la gestión de equipos está mal y cómo desafiar el status quo para mejorar nuestra productividad y alcanzar el potencial de nuestros equipos.

Si somos un mánager o alguna vez lo hemos sido, sabemos lo difícil que puede ser. Hay mucha presión para liderar con el ejemplo y al mismo tiempo, hacer felices a nuestros superiores.

Queremos tener éxito por nuestro bien, y en beneficio de toda la empresa, nos preocupemos por los miembros de nuestro equipo a nivel personal, y hemos probado todos los consejos management, pero siguen sin dar resultados. En este libro, Marcus Buckingham y Curt Coffman, nos presentan las ideas que han descubierto tras entrevistar a varios expertos en el campo, y a algunas de las mejores empresas. Y sus resultados indican que quizá los consejos típicos no funcionan del todo, y que hay otras formas de conseguir resultados de forma más efectiva.

Los empleados satisfechos son el camino hacia el éxito a largo plazo y los gerentes pueden ayudar en el proceso

¿De cuántas formas diferentes hemos intentado mejorar los resultados de nuestra empresa? Quizás hemos recortado costes, reestructurado o enfatizado la innovación. Estos pueden funcionar por un tiempo, pero según los autores, sus efectos son temporales.

Tras entrevistar a decenas de empresas, han descubierto que la clave para conseguir resultados sostenibles es asegurarnos de que nuestros empleados estén satisfechos y comprometidos en el trabajo. Y esta responsabilidad descansa sobre los hombros de los managers en todos los niveles.

Dirigir una empresa de éxito requiere ingresos sostenibles, lo que significa que debemos tener clientes leales que amen nuestros productos y servicios. La clave para esto es que nuestros equipos estén satisfechos y quieran hacer su trabajo. Por muy buenos que seamos, es imposible que hagamos todas las tareas necesarias para llevar una empresa, y cuanto más grandes sean nuestros proyectos, más probable será que tengamos que delegar. 

Esto significa que nuestros equipos serán los que estén en contacto con nuestros clientes, con el producto final, las campañas de marketing y más. Por lo que, a menos que estén contentos y quieran ofrecer un gran servicio, es p...

El resumen completo esta disponible únicamente para usuarios de la plataforma. Si esta interesado en leerlo, puede mirar nuestras opciones de suscripción en este link.
Si ya ha creado una cuenta, pero no puede acceder a los resúmenes, seguramente sea debido a que no ha terminado todo el proceso de suscripción. Para seguir con el proceso de suscripción, puede usar este link.