Resumen del libro ¡Trágate ese sapo! 21 estrategias para TRIUNFAR combatiendo la procrastinación por Brian Tracy

Resumen del libro ¡Trágate ese sapo! 21 estrategias para TRIUNFAR combatiendo la procrastinación por Brian Tracy

Resumen corto: Eat that frog o en español ¡Trágate ese sapo! 21 estrategias para TRIUNFAR combatiendo la procrastinación nos presenta 21 formas de vencer a la procrastinación y conseguir que nuestros días sean más productivos. Por Brian Tracy

¿Quién es Brian Tracy?

Brian Tracy es un autor canadiense-americano. Ha escrito más de 70 libros, incluidos Tráguese Ese Sapo, Metas, Get Smart y The Psychology of Achievement (1984). Es un speaker y director ejecutivo de Brian Tracy International, que fundó en 1984 para dar a la gente asesoría sobre el liderazgo, las ventas y el éxito. Se centra en temas como establecer metas y objetivos, la gestión del tiempo y la formación en ventas y ha presentado delante de miles de personas. Sus otros libros incluyen No Excuses/Sin Excusas. El poder de la autodisciplina y Psicología de ventas.

Colección de Los mejores libros de Productividad y Aprendizaje(PDF)

Usa tu tiempo ”no productivo”

Con esto hace referencia al tiempo en el que no podemos trabajar. Como cuando estás de camino al trabajo en el coche, o el metro. Esos momento de ir a hacer la compra o cuando vas a correr un rato

Todos esos momentos pueden no parecer útiles pero en realidad se pueden aprovechar, solo que no de la forma en que podríamos pensar en un principio.

Puedes usar este tiempo para pensar en que es lo que quieres conseguir ese día, en que quieres conseguir ese año, en que es lo que te motiva.

Puedes usarlo para encontrar razones para seguir adelante o como una ocasión para escuchar clases de psicología si te interesa el comportamiento humano o para aprender más sobre cómo presentar tus ideas

En definitiva ese tiempo que puede parecer no productivo en un principio, se puede convertir en mucho más productivo si estamos dispuestos a hacerlo

Conócete a ti mismo

Empieza por entender que es lo que te gusta, que te atrae porque esas serán las cosas con las que seas más productivo y con las que puedas avanzar más rápido.

Si por ejemplo te gusta escribir sera mucho mas facil que mejores con eso a base de escribir mas y mas articulos que, que mejores con algo como cocinar si no te gusta

Así que entiende que es lo que consideras importante y una vez que lo sepas usa eso como el primer paso para disparar tu productividad

Entiende también cuales son los momentos del día en los que eres más productivo, una gran forma de hacerlo es entendiendo cuál es tu cronotipo y adaptando tus horas de trabajo a tu pico de productividad

Entiende cuál es tu rutina de trabajo y dieta óptima para mejorar tu productividad.

Crea compromisos contigo mismo

Crea tiempo cada día que puedas usar para trabajar en tus metas personales. Tiempo que puedas usar para desarrollar tus proyectos, los que te llaman, los que te gustan y te hacen sentir vivo

Todos tenemos cosas que queremos hacer, pero a menos que tengamos tiempo para ello y lo tratemos con tanta seriedad como con la que tratamos en el trabajo será imposible que realmente lo hagamos.

Así que pon periodos de tiempo en tu calendario que dedicas a trabajar en las cosas que te importan.

Los puntos de decisión

En el transcurso de cada día, nos involucramos en todo tipo de tareas cotidianas. Piense en cuántas veces en nuestra vida nos levantamos de la cama, nos vestimos, escaneamos nuestros correos electrónicos y asistimos a reuniones semanales sin pensarlo dos veces. En estos casos, a menudo “apagamos nuestra mente” y entramos en modo automático para realizar nuestras rutinas. Rara vez nos detenemos a considerar si nuestras rutinas tienen sentido. 

Puede ser que nuestras tareas diarias estén causando que derrochemos tiempo y energía sin siquiera darnos cuenta. En el libro el autor menciona el caso de  Doug. Como consultor, se le pidió que escribiera un informe de análisis mensual. Pero en lugar de completar esta importante tarea, Doug se dedicó a mirar su correo y responder a una docena de correos electrónicos en un estado de trance. 

Debido a que clasificar su correo electrónico es parte de su rutina diaria, Doug le dio preferencia a lo que debería haber sido su verdadera prioridad. Como Doug, muchos de nosotros dejamos que nuestra rutina se interponga en el camino de la productividad real. 

Pero entonces, ¿cómo podemos cambiar? Según el autor, la clave está en reconocer lo que él llama nuestros puntos de decisión. Los puntos de decisión son esos momentos en los que una tarea determinada se completa o se interrumpe. En un punto de decisión, tenemos la oportunidad de elegir conscientemente lo que hacemos a continuación. 

Digamos que un compañero viene a nuestro escritorio y nos pide que vayamos a almorzar con él. Como resultado, nos interrumpieron en medio de la redacción de un informe, y podemos darnos cuenta de que “estamos en un punto de decisión”. Podríamos rechazar su oferta y continuar con nuestro trabajo, o tomar un descanso y comer algo. Al considerar conscientemente nuestras opciones, seremos más capaces de tomar una decisión que nos beneficie. A medida que seamos más conscientes de estos puntos en el tiempo entre tareas y tomemos menos decisiones impulsivas, seremos más efectivos con nuestro tiempo.

Las desventajas de vivir de forma inconsciente

Cuando no estamos practicando mindfulness estamos viviendo de forma ‘’inconsciente’’, esto significa básicamente que nos estamos dejando llevar por elementos que no entendemos o que a veces ni siquiera sabemos que están allí, como por ejemplo por los bias.

Esto está relacionado con el hecho de que hasta el 40% de nuestras acciones son controladas por nuestros hábitos, es decir las hacemos de forma inconsciente, y esto significa que a menos que tengamos muy buenos habitos, que no suele ser el caso, es muy probable que estemos desperdiciando una gran cantidad de tiempo y posibilidades

Por eso, para evitar ser controlados por nuestro subconsciente y por hábitos que muchas veces no hemos elegido y no nos ayudan, debemos aprender a desarrollar nuestra capacidad de mindfulness.

Si aprender a estar presentes, entender que nos afecta y controlarlo, podemos tomar las riendas de nuestra vida, dejar de ser controlados por malos hábitos y crear buenos hábitos y a partir de allí crear las condiciones necesarias para cumplir con nuestros objetivos.

Si conseguimos hacer esto podemos mas que duplicar el tiempo que tenemos para hacer trabajo de verdad que nos llena, en lugar de desperdiciar nuestro tiempo. Trabajar nuestra capacidad de mindfulness nos permitirá empezar a entrenar nuestra inteligencia emocional, y dejar de ser controlados por lo que Daniel Kahneman llama el sistema I

Los clientes que disfrutaron de este libro también disfrutaron de

Siguenos y Disfruta de Nuestros Resúmenes Gratis Directamente en tus Redes Favoritas

Nuestras Categorías de Resúmenes

Los comentarios están cerrados.