Resumen del libro This Is Where You Belong Finding Home Wherever You Are por Melody Warnick

Resumen del libro This Is Where You Belong Finding Home Wherever You Are por Melody Warnick

Reseña/Sinópsis: This is Where You Belong (2016) es una guía para apreciar la ciudad en la que vivimos. Estos explican cómo disfrutar de nuestra vida dondequiera que estemos aprovechando todo lo que nuestra ciudad tiene para ofrecer. ¿Estamos contentos con la ciudad en la que vivimos ahora?

¿O estamos buscando otras opciones con la esperanza de encontrar ese lugar que nos quede como anillo al dedo, un lugar hermoso que sea tan tranquilo o con tantas oportunidades como queramos, donde nuestros vecinos sean divertidos y de mente abierta, y donde podamos podemos disfrutar de todos nuestros pasatiempos favoritos? 

¿Quién es Melody Warnick?

Melody Warnick es una periodista independiente que ha escrito para publicaciones como Reader’s Digest, Woman’s Day y CityLab de The Atlantic. Ahora reside en Blacksburg, Virginia, la ciudad de la que se enamoró después de participar en el experimento Love Where We Live.

Colección de los mejores libros de Mindfulness, Psicología y Filosofía (PDF)

¿Nos movemos  de ciudad en ciudad, incapaces de establecernos? 

Si es así no estamos solos. Cada año, 36 millones de personas, tan solo en Estados Unidos, se mudan a ciudades lejos de su ciudad natal para buscar nuevos trabajos. Y, aunque los trabajos son una de las muchas razones por las que las personas eligen mudarse, todas estas razones tienen una cosa en común: la esperanza. 

Las personas se trasladan a nuevos lugares en busca de una vida mejor.  Mudarse parece ofrecer la oportunidad de reiniciar nuestras vidas desde cero y, como resultado, las personas se mudan porque han tenido demasiados fracasos, como amistades decepcionantes, compromisos insoportables o trabajos insatisfactorios. 

Todo esto se reduce al hecho de que los humanos esperan encontrar una vida mejor en algún lugar, vinculando así nuestra satisfacción a la geografía. La gente se mueve en busca de la satisfacción, pero lo que  queremos es sentirnos como en casa en algún lugar. Los seres humanos están instintivamente impulsados a formar vínculos profundos con su entorno, a identificarse con ellos. 

Este tipo de conexión con nuestro entorno se conoce como apego al lugar, y sabemos que tenemos uno cuando volvemos a nuestra ciudad natal y suspiramos: «es bueno estar en casa». La conexión con nuestra ciudad crea una sensación de seguridad y satisfacción, también puede ser beneficioso para nuestra salud. 

Las personas que están contentas con su entorno y les agradan las personas que las rodean tienen menos probabilidades de sufrir un ataque al corazón, o un derrame cerebral. Irónicamente, es el hábito de huir y buscar la satisfacción en otro lugar lo que impide que las personas logren lo que buscan: un lugar en el que se sientan como en casa. 

Para salir de este aprieto, la autora ideó una estrategia novedosa: en lugar de mudarse de ciudad, trató de enamorarse del lugar. 

El primer paso para enamorarse de nuestra ciudad

El primer paso para enamorarse de nuestra ciudad es conocerla íntimamente, y no hay mejor forma de hacerlo que dando un paseo. Explorar nuestra ciudad de esta forma,  tomando carreteras secundarias y casi perdiéndose, dará como resultado un mapa mental detallado de nuestra ciudad. 

A medida que viajamos por la ciudad, nos encontraremos asociando varios lugares con pensamientos y experiencias sensoriales específicas. Por ejemplo, cada vez que pasamos por un café de nuestro barrio, el olor a café recién hecho puede evocar recuerdos de nuestra primera visita. 

La importancia de caminar y montar en bicicleta aquí surge del hecho de que cuando manejamos, nos perdemos esta interacción cercana porque estamos escondidos detrás de nuestros parabrisas y  concentrados en el tráfico para apreciar las vistas. Como resultado, nuestros mapas mentales se vuelven menos detallados. 

Otra ventaja de tener un mapa mental sólido es que nos ayudará a llegar instintivamente a los lugares. Nos sentiremos más a gusto navegando sin tener que pensarlo . Para acabar, caminar o montar en bicicleta mejorará nuestro bienestar físico, lo que hará que nos sintamos mejor con nuestra ciudad. Las personas que caminan  tienen una mejor perspectiva de la vida, son más creativas y tienen más energía. 

Cuando estamos de buen humor, es más probable que veamos nuestro entorno de forma positiva. 

Las ventajas de apoyar a los negocios locales

Ir de compras puede ser una buena forma de conectarse con nuestra ciudad si compramos en negocios locales.  al apoyar a las empresas locales, ayudamos a la economía local de nuestra ciudad, lo que conduce a mejoras en la infraestructura y, como resultado, en nuestra calidad de vida. 

Por ejemplo, un estudio de negocios descubrió que el 52 por ciento del dinero gastado en negocios locales se queda en el área. Esto contrasta con el escaso 14 por ciento que permanece en circulación local después de gastar en grandes corporaciones. 

Como resultado, si gastamos localmente, más de nuestro dinero se destina a la infraestructura de nuestra ciudad en forma de impuestos. Las escuelas locales, por ejemplo, tendrán más fondos para contratar maestros y se repararán más caminos, los cuales probablemente mejorarán nuestras vidas y las vidas de los miembros de nuestra familia. 

Pero esa no es la única ventaja de comprar localmente. Comprar en tiendas locales y comer en restaurantes locales puede ayudarnos a sentirnos más conectados con nuestra ciudad. Es muy probable que estos establecimientos sean administrados y frecuentados por nuestros vecinos, y brindan un ambiente relajado en el que podemos hablar y crear un sentimiento de comunidad. 

Nos convertiremos en parte de nuestra comunidad local y comenzaremos a sentirnos como en casa en nuestro vecindario como resultado de estos encuentros cotidianos. Aparte de eso, los restaurantes locales brindan una muestra de las culturas que viven en nuestra ciudad, fortaleciendo nuestra conexión con el lugar donde vivimos. 

Tomemos, por ejemplo, un estudio de 2013 de más de 800 residentes de Aragón, España. Descubrió que el 80 por ciento de ellos prefería la comida local porque les daba sentido de pertenencia, es decir, apoyar a los negocios locales nos hacía sentir más a gusto.

Si te ha gustado este libro, seguramente te gusten los siguientes

Siguenos y Disfruta de Nuestros Resúmenes Gratis Directamente en tus Redes Favoritas

Nuestras Categorías de Resúmenes

Los comentarios están cerrados.